Ercé paria de los domadores de osos

ErceVillage Es en el Alto Couserans que Ercé, pueblo pintoresco de 500 habitantes, cultiva el carisma de los pueblos de montaña del valle de Garbet con su antiguo castillo del siglo XVIII (hoy hospicio Saint-Philippe ), su iglesia de la Asunción y sus granjas.

Pero el nombre de este pueblo pequeño está ligado con la historia de los « orsalhers », domadores de osos, que justo antes de la primera guerra mundial (1914-1918) han recorrido los campos y las ciudades occidentales hasta las grandes ciudades industriales de América Central donde algunos de ellos se enriquecieron.

En el siglo XIX, los habitantes del valle no eran ricos, vivían esencialmente de monocultivo de cereales, criaban algunas vacas y cultivaban patatas de forma intensiva, en terrazas a 1400 m de altura.

Frente al crecimiento demográfico y a una importante crisis ligada a una epidemia que ataca las patatas en los años 1845, los hombres tienen que ir a buscar trabajo en las viñas de la región del “Aude” o durante la cosecha en España.

En este mismo momento aparece, esencialmente en la región de Oust, de Uston y de Ercé, una industria nueva: la de los domadores de osos.
Se estima a 200 el número de domadores de osos del valle en 1880, incluyendo 50 en el único pueblo de Ercé que parece ser contaba con una escuela de domadores en aquella época.

Hay que reconocer que los hombres siempre han querido domesticar y domar los animales salvajes y se encuentran espectáculos de domadores de osos desde la edad media en Europa y también en Turquía o Pakistán.

 ErceOursSin embargo los habitantes del valle de Garbet tienen más costumbre de cazar osos, a quien prestan poderes mágicos, en vez de domarlos. Pero los domadores de osos, en un principio resultado de la miseria de una época, se vuelven muy rápidamente muy orgullosos de esta nueva actividad, aunque vivan esencialmente por los caminos y duerman con sus osos en granjas o al aire libre. Ganan más que un maestro de aquella época, es decir 4000 francos al año.

En consecuencia, en el pueblecito de Cominac, se encargan de edificar una iglesia.
El 6 de Marzo de 1906, cuando el recaudador y sus tenientes deciden, según la ley de separación de 1905, hacer el inventario de los bienes mobiliarios de esta pequeña parroquia, el obispo Pascal Mirouze acompañado por algunos domadores de osos y sus animales fetiches ¡les prohíben la entrada !

Hasta 1860 los « orsalhers » capturan ositos de los Pirineos y, frente a la escasez de esta especie masivamente erradicada por los cazadores, luego tienen que hacerlos venir de Europa central por vía marítima del puerto de Odessa hasta el de Marsella.

Réservez maintenant    > réserver <